EMPRESAS #FINTECH. MyTripleA, CROWDLENDING ENTRE EMPRESAS

MYTRIPLEA, PLATAFORMA DE CROWDLENDING

MytripleA es una entidad que nace en Soria en el 2013 y su actividad principal es la de fomentar un mercado de crédito entre empresas y autónomos. Es lo que se conoce como una plataforma crowdledning y opera como entidad de pago registrada en el banco de España, entendiendo como tal, aquellas entidades que, autorizadas y supervisadas por el Banco de España, pueden ejecutar cobros y pagos entre cuentas diferentes y que está “protegida” ante terceros u otros acreedores no pudiendo disponer de esos fondos para otras acciones mercantiles más que las que vienen definidas en su objeto social.

Esta plataforma tiene dos enfoques. Uno para inversores y otra para los solicitantes de los fondos, que son empresas y autónomos con actividad profesional. MytripleA hace de nexo entre ellos con su plataforma P2P haciendo de este proceso algo sencillo y bastante ágil.

La empresa publica los proyectos que pasan un análisis por parte de su equipo, aquellas que son calificadas como Ratign MytripleA. Una vez completada la financiación, es decir, que hemos llegado al 100% de los fondos solicitados, se firma el contrato de préstamo. El proyecto recibe el cien por cien de los fondos y los inversores empiezan a generar rentabilidad. En caso de no llegar, podrá retirar el inversor los fondos o bien elegir otro de los muchos proyectos publicados. Estos productos no consumen CIRBE, por lo que la capacidad de endeudamiento, a efectos prácticos sigue intacta.

Los tipos de interés varían según proyecto, teniendo una media de un 7,89% a Julio de 2016. Hay que tener en cuenta que en algunas solicitudes se puede exigir por parte de la plataforma un aval de una SGR. La plataforma se encargarían de los trámites pertinentes.

Los inversores registrados eligen entre los múltiples proyectos publicados, en función de la rentabilidad que quieren obtener y el riesgo que están dispuestos a asumir.

Debemos destacar, como en otras muchas inversiones en las que se espera rentabilidades por encima del mercado, que el pago tanto de los intereses pactados, como del capital principal dependerá del éxito del proyecto, por lo que si este fracasa las posibilidades de recuperar del dinero son muy escasas.  Por el momento los préstamos no tienen mercado secundario para su venta, por lo que habrá que esperar a su vencimiento para recuperar el capital invertido.

Los inversores pueden, si así lo desean, reducir el tipo máximo de interés solicitado.

La cantidad máxima a invertir será de 10.000 euros al año, con un máximo de 3.000 euros por proyecto, como establece la normativa.

Formas alternativas para tiempos alternativos.

.

 

CONTENIDOS RELACIONADOS